Normas de publicación de originales

Comparación farmacoeconómica de aceclofenaco con otros AINES.

Anna Raber*, Rosa Garrido**, Francesc Peris***


*Departamento Médico, Almirall Prodesfarma S.A.
** Fundamed

 

Resumen

Introducción: Se presenta un estudio económico comparativo entre aceclofenaco y otros AINEs (antiinflamatorios no esteroideos) en el tratamiento de la artrosis, la artritis reumatoide y la espondilitis anquilosante. El estudio se llevó a cabo mediante un modelo analítico de decisiones con las posibles consecuencias clínicas del tratamiento con cada uno de los AINEs estudiados. Los datos del estudio y la incidencia de acontecimientos adversos se obtuvieron de 12 ensayos clínicos incluidos en un metaanálisis previo. Los costes que se consideraron fueron el factor de coste iatrogénico (FCI) y los costes totales del tratamiento con un AINE desde el punto de vista del proveedor de servicios sanitarios


Resultados

Los resultados del estudio mostraron que no hubo diferencias estadísticamente significativas en los costes totales de aceclofenaco y el resto de los AINEs, pese a la disparidad de los costes de adquisición. Así podemos concluir que los resultados indican que los costes globales comparativos de los AINEs guardan poca relación con sus costes de adquisición, y que el factor de coste iatrogénico es uno de los determinantes del coste total del tratamiento con un AINE.

Palabras clave

Aceclofenaco, AINEs, costes sanitarios, factor de coste iatrogénico.

Rev Esp Econ Salud 2003;2(6):281-293


Pharmaeconomic comparison of aceclofenac
with other NSAIDs

Abstract

Introduction

A pharmacoeconomic comparation, between aceclofenac and other NSAIDs (non steroidal anti-inflammatory drugs) in the treatment of the arthrosis, reumathoid arthritis and the ankilosing spondylitis, is presented. The study was carried out by means of an analytical model of decisions including the hypothetical clinical consequences of the treatment with each NSAIDs studied. The data of the study and the incidence of adverse events were obtained from 12 clinical trials included in a previous meta-analysis. The considered costs from the point of view of the supplier of sanitary services were the iatrogenic cost factor (ICF) and the NSAID treatment costs .


Results

The results of the study showed that there were no statistically significant differences in the total costs of aceclofenac and other NSAIDs, in spite of the disparity of the acquisition costs. Thus we can conclude that there is no relation between the comparative global costs of the NSAIDs and their costs from acquisition, and that the factor of iatrogenic cost is one of the determinants of the total cost of the treatment with a NSAID.

Key words

Aceclofenac, NSAIDs, sanitary costs, iatrogenic cost factor


Rev Esp Econ Salud 2004;2(6):281-293

Introducción


Los antiinflamatorios no esteroideos (AINEs) son un grupo de fármacos heterogéneo con una estructura química variada pero con un mecanismo de acción y efectos farmacológicos similares.
Los AINEs actúan inhibiendo las ciclooxigenasas tisulares y por tanto, la síntesis de prostaglandinas y tromboxanos, que son sustancias íntimamente relacionadas con procesos inflamatorios, álgicos y febriles. La inhibición de la síntesis de prostaglandinas se lleva a cabo tanto a nivel periférico como central.
En lo que al dolor se refiere las prostaglandinas sensibilizan la terminación nerviosa a la acción irritativa de los mediadores como la bradiquinina, histamina, etc. También se considera que la mayor parte de los AINEs poseen un efecto analgésico a nivel central, actuando a nivel de sinapsis medulares, así como un efecto reductor de la temperatura corporal cuando está previamente aumentada por acción de pirógenos. En resumen la acción de los AINEs es analgésica, antiinflamatoria y antipirética, variando la intensidad de cada una de estas acciones en función de cada grupo farmacológico.
La ciclooxigenasa (COX) posee dos isoenzimas: la COX-1 (constitutiva y presente en endotelio, estómago y riñón) y la COX-2 (inducida por la inflamación), las dos catalizan la formación de prostaglandinas por la vía del ácido araquidónico1. Se ha relacionado la acción antiinflamatoria, analgésica y antipirética con la inhibición de la isoenzima COX-2; mientras que la inhibición de la isoenzima COX-1 sería la responsable de las reacciones adversas sobre la mucosa gastrointestinal y la agregación plaquetaria que producen estos fármacos.1,2
Los efectos secundarios de los AINEs son relativamente frecuentes y comunes a todo el grupo destacando las alteraciones gastrointestinales como las más frecuentes y descritas en la bibliografía médica. La intensidad de los efectos secundarios varía mucho de unos grupos a otros, e incluso entre los distintos fármacos de un mismo grupo y esto va a condicionar la elección del fármaco más adecuado.
Los efectos secundarios de estos fármacos se deben a que bloquean la producción de las dos variantes de la enzima ciclooxigenasa, tanto la que produce las sustancias protectoras de la mucosa gástrica (COX-1), como la responsable de los dolores e inflamaciones (COX-2). De esta forma, a la vez que el efecto antiinflamatorio, los AINEs también generan toxicidad gastrointestinal, disminuyen la función renal y la agregación plaquetaria. Así, los AINEs producen reacciones adversas y las más conocidas y descritas son las gastrointestinales como ardor de estómago o dolores intestinales, que pueden llegar a ser graves cuando se trata de úlceras, perforación o sangrado gastrointestinal.
Los AINEs se utilizan ampliamente para el tratamiento de numerosos trastornos que van desde la patología osteoarticular hasta la dismenorrea, con eficacia bien establecida. El envejecimiento de la población conlleva el incremento de enfermedades osteoarticulares que se caracterizan por la cronicidad, el componente inflamatorio que domina su fisiopatología y la clínica caracterizada por el dolor como síntoma principal, con los matices de presentación propios de cada trastorno y con el consecuente deterioro funcional y la menor calidad de vida y todo ello influye en el consiguiente aumento del consumo de AINEs. Pero su uso puede estar limitado por la presencia de reacciones adversas, entre ellas, las localizadas a nivel gastrointestinal son las más frecuentes. Teniendo en cuenta que muchos pacientes requieren tratamiento crónico, es importante que el AINE utilizado sea bien tolerado, con escasa incidencia de reacciones adversas, para asegurar el cumplimiento con el consecuente beneficio terapeútico y con buen margen de seguridad para los pacientes. En definitiva, debería conseguirse un estado clínico con la mínima sintomatología posible y una buena tolerabilidad con la menor interferencia en la calidad de vida del paciente.

Aceclofenaco. Eficacia y seguridad

Aceclofenaco pertenece a la familia de los fármacos antiinflamatorios no esteroideos (AINEs). Es un derivado del ácido fenilacético con una notable actividad antiinflamatoria y analgésica, que siendo un fármaco de desarrollo nacional comercializado en España desde el año 1992, actualmente se comercializa en más de 40 países.
Las características farmacocinéticas de aceclofenaco han sido estudiadas en diferentes ensayos clínicos realizados en voluntarios sanos y en pacientes, tanto tras la administración de dosis únicas como tras la administración de dosis repetidas3. La dosis diaria definida es de 200mg/día, administrados en dos tomas de 100mg cada 12 horas. Tras la administración oral, aceclofenaco se absorbe rápida y completamente en el tracto gastrointestinal en forma de compuesto inalterado. La concentración plasmática máxima se alcanza entre la 1,25 y las 3 horas postadministración. El volumen de distribución es de 25l. La administración simultánea de alimentos con aceclofenaco puede disminuir su velocidad de absorción pero no la cantidad de fármaco absorbido3. La biodisponibilidad sistémica media de aceclofenaco administrado por vía oral es del 100% . La unión a proteínas plasmáticas es amplia, superior al 99%. La excreción urinaria es la principal vía de eliminación de aceclofenaco, más del 66% de la dosis administrada se excreta por esta vía3. Al igual que otros AINES, aceclofenaco se distribuye en el líquido sinovial, donde sus concentraciones alcanzan el 57% de la concentración plasmáticas, tras su administración por vía oral3.
Aceclofenaco posee un mecanismo de acción multifactorial, actuando a distintos niveles dentro de la cascada de la inflamación, disminuyendo la expresión o la síntesis de mediadores inflamatorios. Así, aceclofenaco inhibe las ciclooxigenasas tisulares bloqueando la producción de PGE2 en un 90% en las membranas sinoviales y el cartílago artrósico4 por inhibición de la ciclooxigenasa en las células inflamatorias5. Adicionalmente, aceclofenaco interfiere en la movilidad y adhesión de los neutrófilos6, así como sobre otros mediadores proinflamatorios como la interleucina-1b7, el factor de necrosis tumoral (TNFa)4 y el óxido nítrico8.
Un estudio ha evaluado la selectividad de aceclofenaco a nivel COX-1/COX-2 y en él se demuestra que aceclofenaco inhibe la COX-2 con mínimos efectos sobre la COX-19. Otro estudio que analizó también la selectividad de la inhibición de aceclofenaco, demostró una selectividad en la inhibición de la COX-2 que se situó entre celecoxib y rofecoxib9. Los autores de este estudio aportan conclusiones que podrían explicar el mejor perfil de tolerabilidad mostrado por aceclofenaco en relación a otros AINEs con los que se ha comparado y estas conclusiones son que hay una inhibición selectiva COX-2, con mayor reducción de las prostaglandinas a nivel articular y una menor inhibición de las prostaglandinas gástricas con una mejor tolerabilidad. Actualmente se dispone de los datos preliminares de un estudio reciente, que demuestran que aceclofenaco incluso posee más selectividad de inhibición COX-2 que los denominados inhibidores selectivos de la misma11 . Aceclofenaco es útil en el tratamiento de los procesos inflamatorios y dolorosos tanto agudos10 como crónicos3,11-13, presentando una potente acción antiinflamatoria y analgésica, disminuyendo los síntomas y mejorando la capacidad funcional de los pacientes que precisan de su uso. Este fármaco está indicado en el tratamiento de procesos inflamatorios y dolorosos tales como lumbalgia, odontalgia, periartritis escapulohumeral y reumatismo extraarticular, así como en el tratamiento crónico de la osteoartrosis, artritis reumatoide y espondilitis anquilosante.
El perfil farmacológico de aceclofenaco se caracteriza por una notable actividad antiinflamatoria y analgésica, como se manifestó en una amplia gama de modelos experimentales de la inflamación tanto aguda como crónica16. El desarrollo clínico de aceclofenaco fue muy completo incluyendo estudios comparativos frente a placebo y frente a otros AINEs de referencia. Se realizaron estudios para evaluar la capacidad analgésica de aceclofenaco en patologías álgicas de tipo agudo (odontalgia, lumbalgia, dolor postepisiotomía) y en patologías de evolución crónica. En dichos estudios se constataba una menor presencia de acontecimientos adversos, muy en particular de carácter gastrointestinal, en el grupo de pacientes tratados con aceclofenaco en comparación con AINE de referencia como el diclofenaco, naproxeno, ketoprofeno, tenoxicam o indometacina. En todos los estudios se prestó especial atención a la tolerabilidad y todos ellos mostraron la eficacia de aceclofenaco en el tratamiento del dolor y la inflamación asociado a la artrosis, artritis reumatoide y la espondilitis anquilosante, así como procesos álgicos agudos. Al tratarse de ensayos clínicos no diseñados para determinar la seguridad, se realizó posteriormente un metaanálisis15 a partir de 12 ensayos clínicos controlados para comparar la seguridad y el cumplimiento terapéutico en los que se compara aceclofenaco con otros AINEs (diclofenaco, indometacina, naproxeno, piroxicam, tenoxicam y ketoprofeno) en las indicaciones de artrosis, artritis reumatoide y espondilitis anquilosante. El metanálisis incluía más de 3000 pacientes, entre los 12 ensayos indicados (tres de osteoartrosis; cinco de artritis reumatoide y cuatro la espondilitis anquilosante). Aceclofenaco se comparó a diclofenaco en cuatro estudios, naproxeno en dos, piroxicam en un estudio, indometacina en tres estudios, tenoxicam en dos estudios y ketoprofeno en un estudio. Los ensayos clínicos eran controlados con asignación aleatoria, doble ciego y paralelos. La duración mínima de los estudios seleccionados fue de tres meses; las dosis de fármaco administradas fueron las habitualmente utilizadas en clínica para cada uno de ellos.

La seguridad se valoró en base a cuatro criterios:

*número de pacientes sin acontecimientos adversos
*número de pacientes sin acontecimientos adversos gastrointestinales
*retiradas del tratamiento por la presencia de acontecimientos adversos
*retiradas del tratamiento por la presencia de acontecimientos adversos gastrointestinales.




El cumplimiento del tratamiento se definió en términos de probabilidad de finalizar el protocolo de estudio por parte del paciente. Los resultados indicaron que la proporción de pacientes que completaron el protocolo de tratamiento en su totalidad fue significativamente superior (p<0.05) en aquellos grupos de pacientes que recibieron aceclofenaco. Cuando se evaluaron las causas, se relacionó este mejor cumplimiento con el hecho de que los pacientes que recibieron aceclofenaco presentaban una menor incidencia de acontecimientos adversos, y además también se comprobó que estos acontecimientos adversos, cuando aparecían, presentaban menor intensidad que los provocados por cualquiera de los otros AINEs comparados.
Este estudio15 demuestra que los pacientes que reciben aceclofenaco presentan un mejor cumplimiento del tratamiento que aquellos pacientes que reciben otros AINEs, y esta conclusión es de gran relevancia ya que los fallos por parte del paciente en el cumplimiento de los tratamientos pautados tienen implicaciones negativas en la calidad de vida. Los datos disponibles muestran una amplia experiencia en el uso de aceclofenaco, con resultados especialmente positivos en cuanto a su perfil de tolerabilidad. Aceclofenaco ha demostrado poseer una mejor relación eficacia-seguridad que los AINEs que se comparan y para las mismas indicaciones.
En los ensayos clínicos realizados con este fármaco, la mayoría de los acontecimientos adversos observados, si excluimos las complicaciones gastrointestinales, son poco frecuentes y generalmente reversibles al suspender el tratamiento. De la información publicada para aceclofenaco, al igual que para otros AINEs, se conoce que los acontecimientos adversos más frecuentemente descritos son los que afectan al sistema gastrointestinal, aunque se dan otros a nivel general referidos de manera más ocasional como mareos, vértigo, incremento de los valores de transaminasas, nitrógeno ureico sanguíneo, aumento de la creatinina sérica y a nivel de la piel prurito, exantema y dermatitis.
Entre los acontecimientos adversos, los más frecuentes son las molestias gastrointestinales, dispepsia , dolor abdominal, naúseas y diarrea. Éstos son de intensidad leve y son reversibles. Sin embargo, en algunos pacientes se han descrito acontecimientos adversos de mayor severidad como el desarrollo de úlcera péptica y el sangrado gastrointestinal.
Aún con todo ello, el 1,5-2% de los pacientes tratados con este fármaco, se ven obligados a suspender el tratamiento por la aparición de acontecimientos adversos. El análisis de las retiradas del tratamiento por presencia de acontecimientos adversos puede sugerir la severidad de los mismos; en este sentido, se observó un número significativamente menor de retiradas debidas a acontecimientos adversos (generales, gastrointestinales) en los grupos de pacientes tratados con aceclofenaco que en los pacientes tratados con los fármacos de comparación.
Muchos estudios clínicos realizados para comparar la seguridad de aceclofenaco frente a otros AINEs han demostrado la menor tendencia gastrolesiva de aceclofenaco18. La potencia gastrolesiva de los AINEs se ha relacionado con la inhibición de la COX-1 a nivel de la mucosa gastrointestinal y si consideramos el mecanismo de acción de aceclofenaco con la inhibición selectiva a nivel de la COX-2 (acción terapeútica) y su escasa acción sobre la COX-1, es comprensible que su potencia gastrolesiva sea menor que la de otros AINEs.

En conclusión, el análisis conjunto demuestra que aceclofenaco es más seguro y mejor tolerado que los otros AINEs a los que se ha comparado. La frecuencia de aparición de acontecimientos adversos y la intensidad de los mismos es menor cuando el tratamiento administrado es aceclofenaco, en comparación a los otros AINEs, siendo el fármaco más seguro globalmente y también el tratamiento con el que los pacientes presentaron de forma significativa menos acontecimientos adversos gastrointestinales.


En un estudio longitudinal16 se evaluó la incidencia de efectos gastrolesivos graves, en concreto de hemorragia digestiva alta (HDA), en pacientes en tratamiento crónico con AINEs (aceclofenaco, diclofenaco, piroxicam, naproxeno, ibuprofeno, tenoxicam, ketorolaco, ketoprofeno, indometacina) a las dosis terapeúticas estándar. La HDA es una causa importante de morbi-mortalidad en estos pacientes y está demostrado que los pacientes que reciben AINEs tienen más probabilidad de padecerla. Se procedió a calcular la tasa de incidencia (TI) de HDA tras la administración de cada uno de los fármacos estudiados, y posteriormente la razón de tasas (RR), tomando como referencia (RR=1) el AINE con menor TI. Se revisaron los resultados tras un seguimiento de 18 meses y aceclofenaco fue el fármaco utilizado como referencia ya que su administración se asoció a una menor incidencia de HDA. El resto de AINEs, mostraron poseer mayor potencial gastrolesivo que aceclofenaco, siendo piroxicam, ketorolaco e indometacina, con RRs de 3,05; 6,46 y 10,81, respectivamente los fármacos que presentaron mayor capacidad de producir HDA. Los resultados se presentan de forma gráfica en la figura 1.
Estos resultados permitieron mostrar que ninguno de los AINEs estudiados está exento de producir HDA, siendo aceclofenaco el AINE con menor tasa de incidencia de HDA, cuando se compara con piroxicam, ketorolaco e indometacina, AINEs que mostraron un mayor potencial gastrolesivo.

En otro estudio más reciente, llamado estudio SAMM (Safety Assessment of Marketed Medicines)17, se realizó la comparación de la seguridad entre aceclofenaco y diclofenaco. Se realizó un seguimiento de dos años a 10142 pacientes con patología osteoarticular que recibieron tratamiento con aceclofenaco o diclofenaco, administrados a las dosis habituales usadas en clínica. Los resultados de este estudio observacional mostraron también que aceclofenaco posee un perfil de seguridad significativamente más favorable que diclofenaco, ya que la incidencia de acontecimientos adversos en general y de acontecimientos adversos gastrointestinales en particular, fue significativamente inferior en los pacientes que recibieron aceclofenaco comparados con los que recibieron diclofenaco (un 17% y 30% menos que diclofenaco en ambas consideraciones); así mismo el número de abandonos por a acontecimientos adversos también fue significativamente menor el los pacientes tratados con aceclofenaco (un 25% menos). Véase figura 2.




Comparación económica de aceclofenaco y otros AINEs

Se dispone de varios AINEs para el tratamiento de la patología osteoarticular y para el tratamiento de procesos dolorosos agudos cuyo precio es inferior al de aceclofenaco, pero este fármaco presenta una mejor relación coste-efectividad que otros AINEs si se tienen en cuenta todos los costes asociados. El tratamiento con aceclofenaco, al inducir menos acontecimientos adversos, reduce el coste derivado del tratamiento de los mismos.
Los costes asociados al tratamiento de las patologías inflamatorias son relevantes, sobre todo si se tiene en cuenta la necesidad de tratamiento crónico de estas enfermedades. Los AINEs son fármacos ampliamente prescritos y si bien todos ellos, poseen propiedades de eficacia comparables, existen diferencias marcadas entre ellos en el cumplimiento por parte del paciente y en la incidencia de acontecimientos adversos, hasta el punto de que un estudio clínico muestra que el coste asociado al tratamiento de los acontecimientos adversos producidos por estos fármacos es superior al propio tratamiento con AINEs18. Así se consideró realizar un estudio fármacoeconómico comparativo entre aceclofenaco y otros AINEs en el tratamiento de las enfermedades osteoarticulares inflamatorias más frecuentes.
El estudio se plantea como un análisis económico que dependerá de los costes directos, esto es, de los costes de adquisición de los fármacos y de la incidencia comparativa de efectos secundarios ya que se lleva a cabo desde el punto de vista del Sistema Sanitario.
Los estudios económicos planteados con AINEs han considerado como efecto adverso más relevante las úlceras gastroduodenales por ser uno de los problemas clínicos más graves en relación con su uso, aunque existen otros como el dolor abdominal y las náuseas, que no siendo tan graves, son mucho más frecuentes19 y suponen un alto coste para los enfermos y para el sistema sanitario Hasta ahora, los estudios económicos de los AINEs que han evaluado los costes iatrogénicos se han centrado en los costes de los acontecimientos adversos graves como las úlceras gástricas19-21 y, no han considerado acontecimientos adversos más leves, que como muestra el estudio referido suponen entre el 11 % y el 22% de los costes de los acontecimientos adversos relacionados con los AINEs.
Por todo lo expuesto se plantea una evaluación económica20 comparativa entre aceclofenaco y otros AINEs como diclofenaco, naproxeno, piroxicam, ketoprofeno, tenoxicam e indometacina en el tratamiento de los trastornos artríticos más comunes, valorando la implicación que en el coste total del tratamiento con un AINE tienen los efectos secundarios leves o moderados más frecuentes6 y esta valoración hace que este estudio contemple los importantes costes sanitarios relacionados con los acontecimientos adversos más leves, pero más habituales, como dolor abdominal, dermatitis, cefalea, etc.
El estudio se basa en un árbol de decisión para representar las consecuencias tras el inicio del tratamiento con un AINE, durante 3 meses. Los datos se obtuvieron de 12 ensayos clínicos aleatorizados y doble ciego incluidos en un metaanálisis previo15, citado anteriormente (Tabla 1).
Los datos de costes promedio fueron añadidos a cada resultado del tratamiento dependiendo de la evolución de los pacientes para cada opción terapéutica. Los costes no debidos a medicamentos (pruebas diagnósticas, consultas médicas y hospitalizaciones) se completaron con los datos d e contabilidad hospitalaria publicados22 o con otras fuentes nacionales23,24 y con el asesoramiento de 10 reumatólogos a los que fue preciso consultar para determinar los recursos consumidos asociados a cada acontecimiento adverso del que se calculó el coste diario de los considerados como leves, moderados y graves. Estos costes junto con los costes diarios de adquisición de los AINEs, ajustados (coste promedio del precio del mercado español de cada marca comercial, ponderado por cuota de mercado), fueron los costes que determinaron el coste total del tratamiento con un AINE porque el estudio se planteó desde el punto de vista del sistema sanitario.
Estos costes son la base del cálculo del Factor de Coste Iatrogénico, parámetro que se determina en este estudio para conocer la relación coste-efectividad de aceclofenaco versus el resto de los AINEs con los que se compara. Los costes se expresan en $US de 1996 [1 $US = 166,08 pesetas ]. El cálculo del Factor de Coste Iatrogénico (FCI) se plantea como el cociente siguiente:

FCI = coste del AINE + costes iatrogénicos / coste del AINE

Los costes iatrogénicos son los costes del tratamiento de los acontecimientos adversos y del tratamiento sustitutivo, tras interrumpir la administración de un AINE por cualquier motivo. Un factor de coste iatrogénico (FCI) menor indica una "mejor" alternativa, es decir, una opción con menores costes adicionales para el tratamiento de acontecimientos adversos, por su menor incidencia o por su menor gravedad. Por ejemplo, un FCI de 1,5 significa que por cada dólar gastado en el fármaco será necesario gastar una cantidad adicional de 0,5 dólares en el tratamiento de acontecimientos adversos. 20,25
Se utilizaron las tasas de incidencia de cada acontecimiento adverso obtenidas de los 12 ensayos clínicos aleatorizados, que integran el mencionado metanalisis17 para calcular las probabilidades de aparición de un acontecimiento adverso en el tratamiento con un AINE determinado. Los acontecimientos adversos leves o moderados que se evaluaron fueron dolor abdominal, estreñimiento, diarrea, úlcera gastroduodenal, vómitos, reflujo gastroesofágico, dermatitis, mareos y cefalea.
Los resultados de este estudio económico no mostraron diferencias estadísticamente significativas entre los costes totales del tratamiento con los diferentes AINEs analizados (aceclofenaco, dicofenaco, indometacina, naproxeno, tenoxicam y ketoprofeno). El coste iatrogénico fue igual para aceclofenaco y piroxicam, demostrando que cuando se tienen en cuenta los costes derivados directamente del tratamiento y los costes iatrogénicos (costes derivados de las intervenciones necesarias en el tratamiento de los efectos adversos), aceclofenaco no se diferencia significativamente en términos económicos de otros AINEs gracias a que presenta un coste iatrogénico menor.

Los costes de las infusiones se presentan en la tabla 4. Como se puede observar, ambas infusiones de glucosa y de cloruro de sodio son de un coste similar (1,05 - 1,07 euros), por lo que se tomará 1,06 euros (más IVA del 4%) como importe medio para el estudio, ya que ambas clases de infusión pueden emplearse indistintamente para los pacientes bajo el tratamiento de propacetamol 2g i.v. El coste sanitario de la jeringuilla fue de 0,06 euros (más IVA del 7%).
Tras ordenar estos datos parciales, se ha elaborado la tabla 5 en la que se muestran los resultados finales. En ellos se observa que el coste de paracetamol 1g i.v. de 2,15 euros es mayor que el de propacetamol 2g i.v. de 1,10 euros. Sin embargo, esta diferencia se ve compensada por el ahorro de costes de la bolsa de suero y de la jeringuilla (de coste 1,16 euros). Dicha diferencia positiva de 0,11 euros a favor de paracetamol 1g i.v. se vería ampliada al añadir una valoración del tiempo de enfermería, que se ahorraría al no tener que preparar la administración de paracetamol 1g i.v., hasta un total situado entre 0,44 y 0,53 euros. En el gráfico 1 se representan los resultados obtenidos.

CONCLUSIONES

Los resultados de esta evaluación económica indican que, aunque el coste diario de aceclofenaco es mayor que el de los otros tratamientos comparativos. Se demuestra que, cuando se incluyen los costes debidos a acontecimientos adversos relacionados con los AINEs en el análisis económico de estos fármacos, los costes de adquisición sólo tienen una importancia relativa en los costes globales del tratamiento. El presente estudio muestra como aceclofenaco tiene un factor de coste iatrogénico (FCI) mejor que el de otros AINEs de uso habitual incluidos en el análisis, lo que explica que los costes globales hayan sido muy parecidos, a pesar de tener un mayor coste de adquisición inicial




Bibliografía

1. Mitchell JA, Warner TD. Cyclo-oxigenase-2: pharmacology, physiology, biochemistry and relevance to NSAID therapy. Br J Pharma col 1999; 128: 1121-1132.

2. Warner TD, Giuliano F, Vojnovic I, Bukasa A, Mitchel JA, Vane JR. Nonsteroid drug selectivities for cyclo-oxigenase-1 rather than cyclo-oxigenase-2 are associated with human gastrointestinal toxicity: a full in vitro analysis. Proc Natl Sci USA 1999; 96: 7563-7568.

3. Dooley M, Spencer CM, Dunn CJ. Aceclofenaco: Reevaluación de su empleo en el tratamiento del dolor y las enfermedades reumáticas. Drugs 2001; 61(9): 1351-1380.

4 Pelletier JM, Cloutier JL, Pelletier JP. Effects of aceclofenac and diclofenac on synovial inflammatory factors in human osteoarthritis. Clin Drug Invest 1997; 14: 226-232.

5. Yamazaki R, Kawai S, Matsuzaki T, et al. Aceclofenac blocks prostaglandin E2 production following its intracellular conversion into cyclooxygenase inhibitors. Eur J Pharmacol, 1997; 329:181-187.

6. González-Alvaro I, Carmona L, Diaz-González F. Aceclofenac, a new non-steroidal antiinflammatory drug, decreases the expression and function of some adhesion molecules on human neutrophils. J Rheumatol 1996; 23: 723-729.

7. González E, de la Cruz C, de Nicolás R. Long-term effect of nonsteroidal anti-inflamatory drugs on the production of cytokines and other inflammatory mediators by blood cells of patients with osteoarthritis. Agents & Actions 1994; 41 (3-4).

8. Henrotin Y, de Laval X, Mathy-Martet M, et al. In vitro effects of aceclofenac and its metabolites on the production by chondrocytes of inflammatory mediators. Inflamm Res. In press.

9. Lidbury PS, Vojnovic I, Warner TD. COX-2/COX-1 selectivity of aceclofenac in comparison with celecoxib and rofecoxib in the human whole blood assay [abstract]. Osteoarthitis Cartilage, 2000; 8(suppl B): S40-S41.

10. Hunter JA. The clinical efficacy of aceclofenac in other painful conditions. Rev Contemp Pharmacother 1997; 8: 173-181.

11. Tornero-Molina J. The clinical efficacy of aceclofenac in the treatment of osteoarthritis. Rev Contemp Pharmacother 1997; 8: 145-152.

12. Veys EM. The clinical efficacy of aceclofenac in the treatment of rheumatoid arthritis. Rev Contemp Pharmacother 1997; 8: 153-160.

13. Batlle-Gualda E, Pascual E. The clinical efficacy of aceclofenac in the treatment of ankylosing spondylitis. Rev Contemp Pharmacother 1997; 8: 161-172.

14. Grau M, Guasch J, Montero JL, Felipe A, Carrasco E, Juliá S. Pharmacology of the potent new non-steroidal anti-inflammatory agent aceclofenac. Arzneimittelforschung 1991; 41:1265-1276.

15. Peris F, Bird HA, Serni U, Irani MS, Diaz C, Gijón-Baños J. Treatment compliance and safety of aceclofenac versus standard NSAIDs in patients with common arthritic disorders: A meta-analysis. Eur J Rheumatol Inflam 1996; 16: 37-45.

16. Llorente MJ, del Val A, Zaragoza A, Martínez JJ, Carsi E, Lafuente JL, García A, Reyes J, Bataller A, Giner A, Nasser A, Martínez S. Estudio comparativo de la incidencia de hemorragia digestiva alta asociada a diferentes antiinflamatorios no esteroideos utilizados en un área de salud: resultados preliminares. IV Congreso Nacional de la SEMERGEN y XVII Congreso Nacional de la SEMFYC (1997).

17. Huskisson EC, Irani M, Murray F. A large prospective open-label, multicentre SAMM study, comparing the safety of aceclofenac with diclofenac in patients with rheumatic disease. Eur J Rheumatol Inflamm, 2000; 17:1-7.

18. Peris, F et al. Iatrogenic cost factors incorporating mild and moderate adverse events in the economic comparison of aceclofenac and other NSAIDs. Pharmacoeconomics 2001; 19(7); 779-790.

19. Zeidler H. Epidemiology of NSAID induced gastropathy. Clin Rheumatol 1991; 10: 369 73.

20. De Pouvourville G. The iatrogenic cost of nonsteroidal anti inflammatory drug therapy. Br J Rheumatol 1995; 34 Suppl. 1: 19 .

21. MacDonald TM, Morant SV, Robinson GC, et al. Association of upper gastroin testinal toxicity of non steroidal anti inflam matory drugs with continued exposure: cohort study. BMJ 1997; 315: 1333-7

22. De Bellvitge H. Tarifa de pruebas y procedimientos del Hospital de Bellvitge. Barcelona: Hospital de Bellvitge, 1996.

23. García Cardona F. Análisis de la variabilidad de los costes en atención primaria. Valencia: Resumen de las XV Jornadas de Economía de la Salud, 1994.

24. Análisis comparativo por grupos de centros. Dirección General de Regimen Económico. Valencia: Generalitat Valenciana, 1995.

25. Evans KW, Boan JA, Evans JL, et al. Economic evaluation of oral sumatriptan compared with oral caffeine/ergota

Descargar documento PDF (670 KB) - Rev Esp Econ Salud Nov-Dic 2003; 2(6)

| © 2004 ReES - Revista española de Economía de la Salud. | Aviso legal |
Inspired by: